Desarrollo físico

El desarrollo físico hace referencia al bienestar y crecimiento saludable de las personas durante la primera infancia. Durante los primeros años de nuestra vida nos desarrollamos física, emocional y mentalmente. El desarrollo físico apela a cuestiones referidas a la salud, nutrición y demás aspectos físicos durante la infancia.

El ser humano experimenta un desarrollo físico durante los primeros años de su vida aproximadamente. Sin embargo, algunas etapas de este desarrollo físico son vitales para determinar la constitución corporal del individuo. Entre los 6 y 12 años, los niños aumentan su masa muscular, sus huesos se fortalecen y pueden realizar todo tipo de actividades físicas.

Podríamos decir que gran parte del desarrollo físico de los niños se produce durante la etapa de su educación primaria. Es en estos años donde los niños se van volviendo más autónomos, se comienza a definir su carácter y potencial. Durante estos años se presentan distintos cambios tanto a nivel físico como a nivel cognitivo, psicológico y social.

El desarrollo físico se refiere al crecimiento saludable de las personas.

Pero no es solamente durante estos años donde se produce el desarrollo físico del ser humano. La etapa de la niñez termina cuando comienza la etapa de la pubertad donde se producen otros cambios físicos significativos. En la pubertad los chicos pegan el estirón, es decir, crecen varios centímetros y suelen duplicar su peso.

Durante la pubertad el crecimiento se produce paulatina y constantemente y presenta un crecimiento óseo importante. Los años previos a la pubertad se caracterizan por el desarrollo psicomotriz de los niños. Esto se relaciona con la maduración de sus capacidades para coordinar movimientos, ganar fuerza, flexibilidad y resistencia muscular.

La pubertad suele presentarse en distintos momentos en ambos sexos. Así, las niñas suelen comenzar la pubertad cerca de los 11 años, mientras que los niños la experimentan alrededor de los 13 años. Las señales más frecuentes son el estirón, cambios en la voz, desarrollo de senos, aparición de vellos, la menstruación, etc.

Características y señales del desarrollo físico

Durante los primeros años, los niños empiezan a crecer y aumentar su estatura, también cambian sus dientes de leche y adquieren capacidades motrices. A la par se va desarrollando su cerebro, sus funciones cognitivas e intelectuales y sus defensas. La mayoría de estos desarrollos van volviendo a los niños cada vez más autónomos y capaces para la vida.

En la etapa de la pubertad ocurren una serie de cambios físicos llamativos a los que se deben adaptar. Así, suelen crecerles las manos y pies volviéndose un poco torpes hasta que el resto del cuerpo se equilibra. Además se les ensanchan los hombros y muslos a los niños y las caderas a las niñas, les crecen los huesos de la cara y se les alarga el torso.

El desarrollo físico suele detenerse cuando termina la pubertad, lo más probable es que dejen de crecer en estatura. Sin embargo puede que sigan creciendo un poco durante unos años y que sigan experimentando algunos cambios físicos. También cabe mencionar que no todos los niños se desarrollan al mismo ritmo aunque tengan la misma edad.

Etiquetas:

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *