Existencialismo

El existencialismo representa una corriente filosófica de origen europeo que plantea la existencia como la cuestión fundamental del ser. Esta corriente se refiere a la existencia humana y señala la importancia de la vivencia subjetiva sobre la objetividad. Algunos de sus principales exponentes son Heidegger, Sartre y Kierkegaard.

Esta línea de pensamiento filosófico se originó y desarrolló principalmente durante el tiempo de entreguerras. Fue después de la Segunda Guerra Mundial donde tuvo su período de auge y surgieron las diferentes teorías que la sostienen. El postulado central del existencialismo afirma que la existencia es anterior a la esencia así como la realidad al pensamiento o la voluntad a la inteligencia.

Los principales objetos de estudio del existencialismo fueron temas como: La condición humana, la responsabilidad individual, la libertad, el significado de la vida o las emociones. Como tal, el existencialismo no fue una escuela filosófica sistematizada ni mucho menos homogénea. Lo que sí caracteriza y unifica a sus seguidores es la oposición ante la filosofía tradicional.

El existencialismo es una corriente filosófica que plantea la importancia de la existencia frente a la esencia.

Existen tres tipos identificables de lo que podríamos considerar escuelas existencialistas: en primer lugar está el existencialismo cristiano, el existencialismo ateo y el existencialismo agnóstico. Aunque en líneas generales se podría decir que nunca hubo un consenso general sobre la definición del existencialismo.

Esto quiere decir que emplearon este término por una conveniencia histórica sobre todo para describir a filósofos partidarios. Históricamente se considera que el existencialismo nació a partir de la obra de Kierkegaard. Aunque el primer filósofo que adoptó el término para describir su filosofía fue Jean-Paul Sartre.

Lo que une a los existencialistas, desde la perspectiva de Sartre, es la creencia de que la existencia es anterior a la esencia. Esto implica que lo fundamental para el existencialismo es que el sujeto es un ser consciente que actúa responsable e independientemente. El sujeto se define por su vida real, lo que lo constituye y conforma su verdadera esencia.

Concepciones sobre el existencialismo

Algunos filósofos, como Steven Crowell, reconocen lo difícil que ha sido definir al existencialismo. También consideran que es mejor comprenderlo como un enfoque general empleado a la hora de rechazar algunas filosofías sistemáticas. Esto significa, de igual manera, que el existencialismo no se sostiene como una filosofía sistemática por sí mismo.

El existencialismo considera que ninguna naturaleza humana puede determinar a los individuos. Que lo que determina a un individuo y quién es son sus actos, al igual que determinan el significado de sus vidas. Esta postura filosófica defiende la libertad y responsabilidad que tienen los individuos sobre sus actos.

Estas ideas existencialistas promueven que se desarrolle una ética de la responsabilidad individual que sea independiente a todo sistema de creencias externo. Esto quiere decir que se busca una ética que no contemple prejuicios o moralismos y que sea universal y válida para todos los seres humanos por igual.

Los antecedentes históricos del existencialismo se encuentran en los pensamientos decimonónicos de Kierkegaard y Nietzsche. Algunos también lo atribuyen en menor medida a las obras de Dostoyevski y el pesimismo de Schopenhauer.

Formato para citar (APA)

“Existencialismo” (s/f.). En DeSignificados.com. Disponible en: https://designificados.com/existencialismo/ [Consultado: ].

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *