Medición

La medición hace referencia a la acción de medir y el resultado que se obtiene de esta acción. Se trata de un proceso típico de la ciencia basado en la comparación de una unidad de medida con lo que se desea medir. Por lo general se miden objetos o fenómenos que cuentan con cierta magnitud física que permiten delimitar cuantas veces se registra la unidad de medida.

Gracias a las tecnologías que tenemos en la actualidad hacer una medición resulta bastante sencillo. Los avances tecnológicos combinados con la mecánica clásica redujeron las complicaciones y problemas que se encuentran a la hora de medir algo. Sin embargo, existen distintas posturas con respecto a la manera en que se debe realizar una medición.

Por lo general se comprende por medición al acto que nos permite determinar la magnitud en cuanto a cantidad que presenta un objeto. Sin embargo existen algunas definiciones más complejas y descriptivas del proceso de medición. Otras definiciones señalan que la medición consiste en comparar dos cantidades para conocer la magnitud de la que se desconoce.

La medición es la acción o proceso de medir la magnitud de algo.

Durante el proceso de medición elegimos una unidad que nos permite comparar una cantidad conocida con una desconocida de igual magnitud. El resultado que se obtiene en este proceso de medición es lo que se conoce como medida. Estos procesos de medición pueden acarrear algunas dificultades en cuanto al efecto y precisión relacionados al sistema.

A la hora de medir ciertas magnitudes físicas es necesario que el aparato de medición intervenga el objeto a medir. Esto puede ocasionar algunas interferencias en el sistema físico que conforma al objeto en cuestión. Por eso es importante tener los recaudos necesarios para no alterar el sistema que se mide.

Hay que recordar que todo tipo de medición que hacemos conlleva cierto margen de error. Esto se debe a las imperfecciones y limitaciones relacionadas con los instrumentos utilizados y las capacidades de quien mide. Los errores experimentales son frecuentes y deben contemplar las posibles alteraciones que pueden obtenerse a la hora de hacer la medición.

Tipos de medición

La medición directa es aquella que se obtiene a partir de un instrumento de medida que compara la variable a medir con un patrón determinado. De esta manera, si queremos medir la longitud de un objeto conviene usar un calibrador que compara la longitud y estima una distancia.

Por su parte, la medición indirecta son aquellas que no entran dentro de la medida directa. En estos casos los patrones de medida se suelen comparar con la naturaleza debido a los valores que complican la medición. La medición indirecta entonces se logra midiendo diferentes magnitudes que se asemejen a la que queremos medir.

Luego se encuentran las medidas reproducibles que permiten la corroboración y repetición en diferentes experimentos. Como tal, la medida reproducible se basa en un proceso de medida durable y generalizable, es decir que el proceso puede emplearse en diferentes oportunidades. Esta medición no conlleva daños ni alteraciones en el objeto que se pretende medir.

Formato para citar (APA)

“Medición” (s/f.). En DeSignificados.com. Disponible en: https://designificados.com/medicion/ [Consultado: ].