De Significados

Fetiche

Un fetiche se refiere a aquellas figuras o imágenes que representan algún ser sobrenatural al que adoran o se le rinde culto. También hace referencia a aquel objeto al que se le atribuye la capacidad de atraer buena suerte, como un amuleto. Por lo general, los fetiches suelen formar parte de alguna especie de culto o bien ser objeto de una obsesión.

La palabra fetiche deriva del término facticius del latín que puede traducirse como artificial o inventado. Entonces, un fetiche es algo a lo que las personas suelen atribuirle un significado subjetivo. Por ello el fetiche puede tener algún significado mágico o sobrenatural a nivel cultural, o atractivo a nivel sexual.

El primer significado que detallamos de fetiche se suele asociar con una mirada antropológica sobre elementos de alguna cultura tribal, por ejemplo. Sin embargo, el término fetiche también se emplea en psicología para referirse a la obsesión con algún objeto particular. Por lo general, los fetiches psicológicos suelen ser de carácter sexual en cuanto a obsesionarse con alguna parte del cuerpo, por ejemplo.

El fetiche se refiere a la obsesión o adoración hacia un objeto o parte del cuerpo.

A raíz de esta obsesión surge el concepto de fetichismo y esencialmente también se inspira en el fetiche antropológico. En este sentido, cabe señalar que originalmente se consideraba como fetiche a un objeto material al que se le atribuían propiedades mágicas o sobrenaturales. Esto hacía que las personas de dicho culto veneren a ese objeto como si se tratara de un ídolo.

Los fetiches de este tipo se usaban principalmente en numerosas civilizaciones o tribus antiguas. Incluso se puede observar esta herencia fetichista en los ídolos y figuras de muchas religiones modernas. En este sentido, podemos decir que resulta algo común y universal esta idolatría por los fetiches.

Volviendo al concepto psicológico de fetiche este se emplea principalmente para referirse a la sexualidad de las personas. Así, un fetiche se trata de un objeto o parte del cuerpo por el que las personas sienten mayor atracción sexual. El fetiche sexual en sí no necesariamente tiene que tratarse de algo con significado sexual, solo es lo que atrae a las personas.

Fetichismo sexual

El concepto de fetiche en psicología se originó en la teoría psicoanalítica del neurólogo austríaco Sigmund Freud. Según Freud, un fetiche consiste en sentir una atracción sexual anómala por algún objeto o parte del cuerpo. La anomalía de estos fetiches se debe a que la atracción se da por objetos o partes corporales que no necesariamente son sexuales.

Algunos ejemplos típicos de fetiches sexuales son los zapatos taco alto, accesorios como cadenas, látigos, arneses, lencería, ropa de cuero y uniformes. Por el lado corporal, los fetiches más comunes suelen darse con las axilas y los pies. Aunque los fetiches sexuales también pueden ser algunas acciones o situaciones específicas.

Además de los ejemplos ya mencionados, también existen otros fetiches relacionados con prácticas sexuales concretas. En estos casos se incluyen prácticas como ser atado, amordazado y azotado, las cosquillas, entre otros. Dentro del fetichismo sexual no se cuentan los juguetes sexuales como vibradores y otros ya que ayudan a la estimulación y no son necesariamente parte de la atracción en sí.

Formato para citar
"Fetiche". En: De Significados. Disponible en: https://designificados.com/fetiche/ Consultado: 23 de abril de 2024.


Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *