Energía química

La energía química se trata del potencial que tiene una sustancia química para transformarse mediante una reacción química. Los ejemplos más comunes de energía química incluyen los alimentos, las baterías o la gasolina. La función de estas sustancias radica en la reacción química que producen generando energía.

Para obtener energía a partir de una reacción entre sustancias químicas hay que considerar: La diferencia entre el contenido energético de productos y reactivos y la temperatura que presentan durante el proceso. El cambio de energía durante esta reacción química se estima en base a las energías de los enlaces químicos correspondientes.

Durante un proceso químico se produce un cambio de energía interna similar al calor que se intercambia. Aquí se tienen en cuenta condiciones como el volumen constante, la temperatura inicial y final y el contenedor donde se produce la reacción. En los casos en que se da una presión constante, porque se efectúa en un recipiente abierto por ejemplo, el calor y la energía interna presentan medidas diferentes.

La energía química es el resultado de la reacción química entre dos o más sustancias.

Cuando el proceso de reacción química se encuentra bajo presiones atmosféricas esto también absorbe o libera energía. Esa es la razón por la que el intercambio de energía interna y el calor no producen las mismas medidas. Se le llama entalpía al cambio de calor que se produce con presión constante y presentan idénticas temperaturas al inicio y al final del proceso.

Otro proceso importante durante estos procesos de transformación química se conoce como combustión. La combustión es la reacción que se produce cuando dobles enlaces de oxígeno molecular liberan energía. Este proceso es el que se emplea por lo general a la hora de estudiar combustibles.

Parecido al proceso de combustión se encuentra el proceso que atraviesan los alimentos en un organismo vivo. La comida reacciona de forma similar a los combustibles ya que al oxidarse el dióxido de carbono y el agua liberan energía. Por lo tanto, la reacción química que experimentan los alimentos produce una energía semejante al calor de la combustión.

Otros procesos relacionados con la energía química

Lo que se conoce como energía potencial química se trata de una forma potencial de energía que se relaciona con la distribución de átomos y moléculas. Dicha distribución puede ser producto de los enlaces químicos que se encuentran en la molécula. De cualquier manera, la energía química de una sustancia puede transformarse en otros tipos de energía por medio de una reacción química.

El ejemplo más común de energía química se encuentra cuando quemamos un combustible. Durante este proceso la energía química que contiene el oxígeno molecular se transforma en calor. Esto también ocurre durante la digestión, los alimentos que ingiere el organismo se metabolizan transformándolo en energía.

Otro proceso típico de energía química se encuentra en el proceso de fotosíntesis que realizan las plantas. Durante la fotosíntesis las plantas transforman energía solar en energía química, donde resulta el oxígeno. Además, la energía eléctrica puede transformarse en energía química mediante reacciones electroquímicas.

Formato para citar (APA)

“Energía química” (s/f.). En DeSignificados.com. Disponible en: https://designificados.com/energia-quimica/ [Consultado: ].