Populismo

La palabra «populismo» es un término de gran ambigüedad, ya que puede ser utilizado para referirse a escenarios distintos. Por un lado, este concepto alude al escenario político al ser empleado para caracterizar a los movimientos o partidos que aseguran representar a los intereses del pueblo, por el simple hecho de que -etimológicamente hablando- la palabra «populismo» deviene del latín populus, que significa pueblo. Respetando esta idea es que se ha creado una fuerza política conocida como «partido populista».

Por otro lado, esta terminología cuenta con una segunda definición, más próxima al terreno del folclore, del casticismo y de las tradiciones culturales. En este marco, la palabra «populismo» se emplea para englobar a la tendencia que demuestra afinidad por lo popular, más específicamente, por todas aquellas manifestaciones de la pintura, la literatura y lo ritual. Esto quiere decir que el populismo es considerado como una postura en favor de un estilo de vida que reivindique las prácticas populares, tal como lo hacía el narodnik ruso del siglo XIX.

demonstration-549033_1920

Populismo

A pesar de contar con dos significados, este concepto suele ser empleado en su primera acepción, especialmente cuando se intenta calificar de manera peyorativa. De acuerdo con las palabras expresadas por el sociólogo y politólogo alemán Ralf Dahrendorf, la expresión «populismo» se desprende de toda doctrina ideológica -ya sea la izquierda o la derecha- para concentrarse en la forma de ejercer el poder político, la cual, en este caso, resulta siempre demagógica, pues se identifica con el «estilo plebeyo».

Podemos catalogar a un movimiento político como populista cuando cuenta con dos características bien definidas. La primera de ellas está fuertemente emparentada con el tipo de dominación carismático propuesto por el sociólogo Max Weber, el cual consiste en la concentración de todo el poder por parte de un líder o caudillo, que gobierna de manera verticalista. Asociada a esta primera característica es que puede reconocerse una segunda particularidad, marcada por una dicotomía reduccionista entre héroes y villanos, en la que el líder siempre resulta beneficiado.

Asimismo, es posible reconocer a un partido político populista gracias a una fuerte presencia de componentes antielitistas, -es decir, factores que ponen en evidencia una clara preferencia por los sectores más desfavorecidos a nivel económico dentro de una población, tales como la elaboración de políticas públicas creadas con el fin de revertir su situación- manifestados de manera explícita bajo la forma de un discurso fuertemente carismático, en donde predomina la emoción por sobre la razón.

Esto demuestra que, si bien el término «populismo» alude a una doctrina ideológica en la que el Estado interviene activamente en la economía con el fin de lograr la independencia económica y la justicia social, comúnmente es empleado para definir a movimientos europeos y americanos que no sólo atentan contra el régimen democrático y recrudecen las condiciones negativas propias del sistema capitalista, sino que además buscan perpetrarse en el poder destruyendo las instituciones del Estado y ganándose la confianza de las masas con derecho a voto, especialmente de los sectores pobres y trabajadores.

Sinónimos de populismo

demagogia, dominación carismática, tiranía

Antónimos de populismo

democracia, dominación racional, libertad

Formato para citar (APA)

“Populismo” (s/f.). En DeSignificados.com. Disponible en: https://designificados.com/populismo/ [Consultado: ].

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *