De Significados

Democracia participativa

La democracia participativa se trata de una forma de gobierno democrático donde los ciudadanos participan en la toma de decisiones. A pesar de la participación ciudadana, se mantienen las estructuras representativas del Estado. Así, la democracia participativa es un modelo intermedio entre la democracia directa y la democracia representativa.

Por lo general, en este tipo de democracia, la participación ciudadana está determinada por diferentes factores. También puede basarse en una serie de métodos diferentes que incluyen consultas y/o referendos populares, participación aleatoria, entre otras. Algunos especialistas en materia de política consideran esta democracia una vía alternativa a la representativa.

Entre los principales antecedentes de la democracia participativa se encuentra la democracia que practicaban los atenienses. Aunque en general, el concepto y modalidad de democracia se originó en la Antigua Grecia donde practicaban la democracia directa. Esta era la modalidad de gobierno en la ciudad de Atenas donde cada ciudadano ejercía el poder de alguna manera.

La democracia participativa es una forma de gobierno que incluye a la ciudadanía de forma activa en el ejercicio del poder.

Antes mencionamos que la democracia participativa parece una alternativa a la democracia representativa. Con esto nos referimos a que esta forma de democracia podría solucionar algunos dilemas de la democracia representativa. Este otro tipo de democracia es en la que los ciudadanos eligen representantes políticos que se encargan de tomar las decisiones.

Por eso el objetivo de la democracia participativa consiste en solucionar los problemas políticos producidos por la representación. Entre dichos problemas se encuentran: agendas individuales, la corrupción o la separación entre las decisiones de los representantes y las necesidades de los representados.

Algunas de las ventajas de la democracia participativa son el de impedir que se cree la clase política. De esta manera se reemplazan aquellos políticos y funcionarios de oficio por ciudadanos en las diferentes dependencias públicas. La cuestión en la democracia participativa es la forma en que se organiza, estructura y gestiona.

Formas y ejemplos de democracia participativa

Ya antes mencionamos que existen diferentes formas y métodos de democracia participativa. Una de las formas más utilizadas suele ser fomentar la participación a través de una serie de incentivos. De esta manera, la democracia participativa suele promover diferentes oportunidades para animar a los ciudadanos a participar.

Una de las formas se denomina contraloría social y le ofrece a la ciudadanía controlar que se cumplan las promesas políticas. De esta manera, los ciudadanos se encargan de supervisar cómo se ejecutan dichas políticas. También tienen la opción de corregir, mejorar o hasta rechazar dichas políticas si no están de acuerdo con las mismas.

Luego se encuentra el fomento a la participación ciudadana con apoyos e incentivos a organizaciones populares. Otras formas incluyen la toma de decisiones donde se incluye el voto ciudadano para elegir representantes. Y también la ejecución de las decisiones fomentando la organización de la sociedad civil en este aspecto.

Lo que diferencia esta democracia de la representativa es que incluye a la ciudadanía en el ejercicio del poder. De esta manera, la ciudadanía no solo participa eligiendo representantes que toman todas las decisiones y ellos solo las acatan. Por eso la democracia participativa es más igualitaria y transparente a la hora de gobernar.

Formato para citar
"Democracia participativa". En: De Significados. Disponible en: https://designificados.com/democracia-participativa/ Consultado: 19 de abril de 2024.


Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *