Meritocracia

Se conoce por meritocracia a una forma de gobierno fundada sobre el mérito. La palabra meritocracia proviene del término meritum del latín y kratos del griego. Su significado original se refiere a la fuerza de la recompensa. La forma de gobierno meritocrática realiza una distinción positiva basada en los méritos.

En un gobierno meritocrático, los diferentes puestos jerárquicos se ganan según los méritos acumulados. En una meritocracia predominan valores que alientan las capacidades individuales y un espíritu competitivo. Estos valores son inculcados en las personas desde temprana edad para que se esfuercen y den lo mejor de sí mismas.

Esta forma de organización social se toma de forma ideal e incluso como base para llevarse a cabo en una sociedad. Aunque, cabe señalar, que la meritocracia parte desde las diferentes instituciones que conforman la sociedad. Así se trata de lograr una conformación más justa donde todos pueden acceder si se esfuerzan lo suficiente.

meritocracia

La meritocracia es un sistema de gobierno que privilegia a las personas por sus méritos.

La meritocracia apunta a lograr una jerarquía sustentada puramente en los méritos, las habilidades y los esfuerzos de las personas. De esta forma, la meritocracia desestima acomodos basados en: las clases sociales, el poder adquisitivo o las relaciones sociales influyentes.

Algunos antecedentes que fueron originando el concepto de meritocracia en la historia fueron los siguientes: La república ideal planteado por Platón también suena meritocrática. En la China antigua, Confucio y Han Fei idearon un sistema muy similar a la meritocracia. Algunos líderes famosos de la historia como Napoleón Bonaparte y Gengis Kan se guiaron por valores meritocráticos en sus gobiernos.

La primera vez que se utiliza la palabra meritocracia es en la obra de Michael Young. Se trató de un libro titulado Rise of the meritocracy, en el que la meritocracia tomaba un carácter negativo. Esto se debió que, a pesar de privilegiar los méritos y habilidades de las personas para determinar su posición social, la selección era bastante arbitraria.

Supuestos de la meritocracia

Así como el libro de Michael Young señalaba las fallas de la meritocracia, existen numerosos argumentos positivos que la avalan. En primer lugar se considera que la meritocracia presenta una jerarquización más eficiente. Esto se debe a que el esfuerzo es recompensado y no se hace diferencias basadas en otros aspectos.

La meritocracia considera el mérito de los esfuerzos personales una forma más justa para distribuir las recompensas sociales. Si hablamos de acceder a un trabajo, es mejor elegir a una persona que cuente con las capacidades y habilidades necesarias para realizarlo. En este sentido se privilegia el esfuerzo de esa persona en lugar de darle el trabajo a un amigo, por ejemplo, solo porque es un amigo.

En la actualidad, se toma este concepto desde una perspectiva competitiva. Así, la meritocracia señala una sociedad donde las clases sociales, los ingresos y las riquezas se asignan competitivamente. Aunque siguiendo la esencia del concepto, la meritocracia debería animar a sus ciudadanos a educarse formalmente y desarrollar sus talentos.

Formato para citar (APA)

“Meritocracia” (s/f.). En DeSignificados.com. Disponible en: https://designificados.com/meritocracia/ [Consultado: ].