Saltar al contenido

Valores éticos

Los valores éticos son conceptos culturales y sociales cuya finalidad reside en guiar el comportamiento de las personas. En este sentido, los valores éticos se refieren al comportamiento de las personas tanto socialmente como en contextos específicos. Se los puede considerar como ideales de conducta o bien como las normas aceptadas socialmente.

Por otra parte, estos valores éticos están vinculados estrechamente a la cultura de una sociedad en un momento determinado. Esto quiere decir que pueden variar según la cultura o sociedad de la que se trate, así como del momento histórico. De igual manera, los valores éticos no son absolutos, eternos ni universales, pueden ir evolucionando o variando con el tiempo.

En cuanto a su objetivo, antes mencionamos que sirven para guiar el comportamiento de las personas. Por ello se los puede tomar como las reglas tácitas que moldean los ideales de comportamiento de una sociedad. Estos valores son compartidos y transmitidos dentro del seno de cada sociedad.

Los valores éticos son conceptos sociales que guían el comportamiento de las personas.

Además de los valores éticos a nivel social existen otros valores éticos específicos de algún sector o institución. Por ejemplo, algunas profesiones cuentan con sus propios códigos éticos que deben cumplir al realizar su labor. Esto sucede con los periodistas, los funcionarios públicos, los abogados, médicos, entre otros.

Ya que hemos comenzado a profundizar en el asunto de los valores éticos conviene mencionar de qué se trata la ética. La ética es una de las ramas de la filosofía encargada de estudiar las nociones del bien y el mal, lo correcto y lo incorrecto. En este sentido, la ética se centra en estos conceptos de acuerdo a un momento específico de la cultura de una sociedad.

Así es como el concepto que nos atañe cuenta con el calificativo de éticos, la propia ética agrupa estas normas y valores que rigen a las sociedades. Tal como hemos mencionado ya, los valores éticos no son fijos ni universales, están relacionados a una cultura, sociedad y tiempo histórico.

Ejemplos de valores éticos

A pesar de lo que señalamos anteriormente, podemos mencionar algunos ejemplos de valores éticos que son más o menos generales o compartidos universalmente. En primer lugar podemos mencionar la libertad, un ideal con el que cuentan, o deberían contar, todas las personas. Este valor nos permite autodeterminarse así como actuar y pensar por nuestra cuenta.

Luego podemos mencionar la honestidad que se relaciona directamente con la verdad. A continuación tenemos la justicia, también relacionada con la verdad y con la equidad del bien común. También se encuentra la lealtad que señala un compromiso hacia los valores propios o sociales.

Por último podemos mencionar el valor de la responsabilidad, este supone el hacerse cargo de las acciones y decisiones propias, así como de sus posibles consecuencias. A grandes rasgos estos valores éticos sirven para encuadrar el comportamiento de las personas en sociedad. La mayoría de las sociedades promueven este tipo de valores junto con otros como los morales y los religiosos.

Etiquetas:

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *