Buena alimentación

Los seres vivos necesitan alimentarse para recuperar energía y poder funcionar. Una buena alimentación es muy importante para que los humanos sean saludables y tengan una buena calidad de vida. Una buena alimentación depende de comer de forma sana y equilibrada.

Cuando las personas no se alimentan adecuadamente pueden tener carencias en su organismos que producen complicaciones. Cuando no se provee al organismo de los nutrientes necesarios pueden desarrollarse numerosas enfermedades. Además de que el sistema inmunitario se debilita, por ejemplo cuando el cuerpo no recibe suficiente hierro.

Para una buena alimentación el organismo debe recibir todos los nutrientes que necesita para operar correctamente. En este sentido no debe descartarse ninguno de los grupos nutricionales. La dieta debe ser variada y adaptada a cada persona según sus características y particularidades.

buena-alimentacion

Una buena alimentación consiste en incluir todos los grupos de nutrientes

Para que cada comida contenga los nutrientes necesarios, se recomienda planificar cada plato con anticipación. De esta forma podemos asegurarnos de que el menú incluya alimentos que contienen los nutrientes requeridos. Con la planificación de las comidas se evita la ingesta de comidas espontáneas que puedan resultar perjudiciales.

Con una buena alimentación provista de todos esos nutrientes que el cuerpo necesita, este funciona adecuadamente. En el caso de que la alimentación escasee en algunos nutrientes, pueden aparecer enfermedades. E incluso pueden surgir algunas complicaciones en el funcionamiento normal de las tareas que desarrolla el organismo.

Las ventajas de una buena alimentación son múltiples y variadas. No solo es beneficioso para el desempeño físico, sino también para el desempeño mental. Comer de manera saludable ayuda a mejorar el estado anímico y evitar tanto la fatiga como el cansancio.

Pautas para una buena alimentación

Se suele confundir una alimentación saludable con las dietas rigurosas y restrictivas. Lo cierto es que una buena alimentación no tiene nada que ver con privarse de ciertos alimentos. Al contrario, comer de manera saludable implica consumir alimentos de todo tipo en porciones adecuadas.

Para una buena alimentación deben incluirse alimentos que contengan todo tipo de nutrientes. Lo más importante es asegurarse de que esos nutrientes son bien absorbidos por nuestro cuerpo. Muchas funciones de nuestro organismo dependen de la existencia de algunos nutrientes.

Entre las pautas que nos ayudan a comer saludablemente son:

  • Consumir mucha fibra: La fibra sirve para sentirse lleno durante más tiempo, ayuda a una buena digestión y a regular el colesterol. Podemos encontrar fibra en las legumbres, vegetales y cereales integrales.
  • Priorizar las vitaminas, los antioxidantes y los minerales: Son esenciales para nuestro organismo. Las encontramos tanto en vegetales como en frutas, o en carnes magras y cereales integrales.
  • Limitar el consumo de azúcar: Es uno de los alimentos más perjudiciales para la salud. Es por eso que se recomienda consumirla lo mínimo posible.
  • Consumir proteínas de buena calidad: Es una de las fuentes más importantes de energía para el cuerpo humano. La encontramos en lácteos, carnes y legumbres.
  • Moderar carbohidratos y grasas: Los carbohidratos son harinas refinadas generalmente, por eso lo mejor es consumirlas en porciones pequeñas. En cuanto a las grasas, se recomienda evitar las que son saturadas. Y suplantarlas mejor por ácidos grasos saludables.

Formato para citar (APA)

“Buena alimentación” (s/f.). En DeSignificados.com. Disponible en: https://designificados.com/buena-alimentacion/ [Consultado: ].