Amor propio

Se conoce como amor propio al estado de sentirse bien con uno mismo en todos los sentidos. El amor propio combina una serie de cuestiones como la autoestima, la confianza, la seguridad y la aceptación. Se trata de conocer y aceptar quiénes somos o quién queremos llegar a ser y apuntar a ello.

El amor propio es algo en lo que todas las personas deberían trabajar, llegar a ese estado de bienestar con su propio ser. Aunque suene fácil de decir no es un estado sencillo de alcanzar, requiere trabajo continuo. Amarse a uno mismo debería ser algo elemental e innato, pero muchas personas suelen auto boicotearse.

Este sentimiento es sumamente importante a la hora de transitar en la vida. La persona con la que más tiempo convivimos es uno mismo. Por esta razón, el conocerse, entenderse, aceptarse, motivarse y amarse a uno mismo es tan importante. No solo influye en cómo afrontamos nuestra vida sino también en cómo nos relacionamos con los que nos rodean.

amor-propio

El amor propio es un sentimiento de bienestar con uno mismo.

La relación que tenemos con nosotros mismos influye en muchos aspectos. En primer lugar puede determinar nuestra personalidad, nuestras actitudes y nuestras decisiones. También influye en cómo nos mostramos al mundo, la forma en que las personas nos ven y cómo nos relacionamos con ellos.

Un ejemplo claro de cómo impacta el amor propio en nuestras vidas es el siguiente: Una persona que se quiere así misma proyecta una imagen de confianza y seguridad. Esa persona cree en sí misma, sabe quién es y lo que quiere y actúa en base a ello. Las personas con las que se rodea son generalmente un reflejo de eso.

Como ya mencionamos, el amor propio no es algo innato en los seres humanos. Se trata de un sentimiento que va creciendo a medida que lo nutrimos con acciones. Implica mimarnos, hacer cosas por nuestra cuenta que nos hagan bien, que nos llenen de confianza y seguridad en nosotros mismos.

Facetas del amor propio

Amarse a uno mismo conlleva un compilado de aspectos, es un estado mental complejo. Algunos piensan que quererse a uno mismo se refleja únicamente en verse bien físicamente. Pero quizás una persona que esté en forma ha dejado de lado otros aspectos de su persona sin cuidar. En este sentido, su figura no le garantiza del todo el sentirse bien consigo mismo.

Otros consideran que el amor propio recae en cultivarse con discursos inspiradores. No hay nada malo en ello, pero si esos discursos no son asimilados y puestos en práctica de nada sirven. Algunas personas cuentan con un ego herido por culpa de algún acontecimiento traumático. Esas personas necesitan invertir mucho tiempo y dedicación a sanarse y volver a tener fe en sí mismas.

Para alcanzar este estado de bienestar con uno mismo es importante tener en cuenta lo siguiente: Prestarle atención a lo que deseamos, sentimos o pensamos. Actuar en base a nuestras necesidades sin descuidar nuestra salud. Conocer nuestros límites y no temer ejercerlos. Procurar evitar las relaciones tóxicas. Ser bueno con uno mismo, perdonar los errores, aprender de ellos. Alimentar nuestros sueños, metas o propósitos.

Formato para citar (APA)

“Amor propio” (s/f.). En DeSignificados.com. Disponible en: https://designificados.com/amor-propio/ [Consultado: ].