Paro

Se conoce por paro a la huelga realizada por los trabajadores, cuando deciden no trabajar por alguna razón específica. En este sentido, el paro es un sinónimo de huelga, la acción que toman los trabajadores a modo de protesta. Cuando los trabajadores hacen un paro suele ser por situaciones adversas o para defender sus derechos.

Esta clase de paro se convoca a veces con antelación o puede surgir de forma espontánea. Generalmente, se realiza un paro laboral cuando las condiciones de trabajo son malas, los salarios son bajos, se produce alguna injusticia, etc. Esta forma de protesta sirve para dar a conocer esa situación adversa y poder negociar con la empresa.

Llevar a cabo un paro laboral trae algunas consecuencias, en primer lugar se detiene la actividad laboral. Esto quiere decir que la empresa pierde una jornada de trabajo o incluso más y eso impacta en sus ganancias. Por otro lado, cuando los trabajadores realizan un paro, la empresa decide no abonar esas jornadas no trabajadas.

paro

El paro es una forma de protesta de los trabajadores para exigir sus derechos.

Si bien esas consecuencias suenan negativas para ambas partes, también puede perjudicar la relación entre los actores. A la empresa no le agrada que sus trabajadores no produzcan y a los trabajadores no les agrada que no les abonen los días que hacen paro. Las consecuencias pueden incluso agravarse en algunos casos.

Cuando los trabajadores realizan un paro suelen pedir que se cumplan ciertas condiciones. Lo más común es que los empresarios se nieguen en un primer momento a cumplir con todas las condiciones. También sucede que les proponen respuestas parciales a esas condiciones y utilizan mediadores para solucionar el asunto.

Si los trabajadores se encuentran organizados de manera sindical, son los delegados del sindicato los que negocian con los empresarios. Si éste no es el caso, eligen alguna persona que sirva de mediadora entre los trabajadores y la empresa. El mediador o delegado se encargará de comentarle las condiciones y exigencias de los trabajadores a la empresa y transmitir lo que ésta decida a los trabajadores.

El paro como un derecho de los trabajadores

Los trabajadores cuentan con diferentes medios y herramientas de protestar cuando es necesario. Existen varias formas y modalidades de realizar un paro o una huelga, así como niveles de presión. Cualquiera sea el caso, el derecho a huelga es uno de los derechos fundamentales de los trabajadores.

El derecho a huelga es considerado un derecho fundamental porque les permite a los trabajadores defender sus intereses. Se trata de una herramienta para visibilizar y cuestionar condiciones y situaciones negativas. Se lo incluye entre los derechos de los trabajadores en la mayoría de las legislaciones y es una medida que pueden tomar éstos sin ser sancionados.

Dijimos que existen diversas formas, tipos y modalidades de paros y huelgas. Existen los paros parciales, indefinidos, las sentadas, etc. Uno de los paros más radicales es el paro general donde se convoca a toda la población a unirse a la protesta. Esta clase de paro puede detener la actividad económica y laboral de una sociedad de forma generalizada. Este tipo de paro se lleva a cabo en situaciones específicas y en casos de emergencia.

Formato para citar (APA)

“Paro” (s/f.). En DeSignificados.com. Disponible en: https://designificados.com/paro/ [Consultado: ].