Fenotipo y genotipo

El fenotipo y el genotipo son dos conceptos estrechamente relacionados, propios de la genética. Un fenotipo es toda característica observable y depende de cuestiones como el ambiente o incluso el genotipo. En el caso del genotipo, este hace referencia al conjunto de los genes que describen a un organismo.

Tanto los genotipos como los fenotipos de un ser vivo pueden variar a lo largo del tiempo producto de la evolución. En este sentido y, como ya mencionamos, algunos de los factores que influyen en los fenotipos son las condiciones ambientales. Los seres vivos se van adaptando al entorno en el que habitan y eso se refleja en los genes que lo conforman.

Ya mencionamos que los fenotipos incluyen todas aquellas características de un ser vivo que resultan observables. Estas características dependen tanto de los genotipos propios del sujeto como de cuestiones ambientales y hasta la alimentación que tienen. Algunos seres vivos, como ciertas aves, adquieren un color característico debido al alimento que consumen.

El fenotipo y el genotipo representan el conjunto de genes característicos de un organismo.

Podemos definir al genotipo como el código genético que presentan las células de un organismo y termina definiendo sus características propias. En cuanto al fenotipo, estos describen las características y rasgos visibles de dicho organismo. De esta manera, los fenotipos incluyen cuestiones como las cualidades físicas o bien el comportamiento de ese ser vivo.

Siendo que el genotipo contempla el código genético de las células podemos decir que se encuentra definido por la secuencia de ADN. Por su parte, los fenotipos son la manifestación exterior de esos genotipos, los rasgos que podemos observar en cada individuo. Algunos ejemplos de rasgos observables incluidos en el fenotipo son el color de piel, cabello, ojos, el tamaño y altura, etc.

Estos rasgos genéticos dependen de la información que se hereda por parte de los progenitores y de la misma especie. Pero los fenotipos también dependen de los genotipos, de la alimentación y nutrición y el medio ambiente. En cierta forma son tanto rasgos heredados y hereditarios como rasgos adquiridos.

Características y relación entre estos conceptos

Siguiendo con la definición de genotipo vale aclarar que aquí se incluyen todos los genes de un sujeto. De esta manera, se cuentan tanto los genes que se expresan como los que no se expresan. Y lo que los caracteriza es que cada uno de estos genes producen alguna proteína.

Para identificar el genotipo de un sujeto se pueden realizar una serie de pruebas químicas como análisis de ADN, pruebas de paternidad o PCR. Cada una de estas pruebas busca determinar la constitución genética del sujeto en cuestión. Los fenotipos, por su parte, se identifican al observar las distintas características que presenta el sujeto.

La relación entre estos conceptos se da en que los fenotipos son el resultado expresable de los genes que abarca el genotipo. En este sentido, el genotipo contempla lo que se llama ADN chatarra, los genes dominantes/recesivos y las secuencias regulatorias. El genotipo se conforma, en un principio, por la combinación de los genotipos característicos de los procreadores de un sujeto.

Etiquetas:f

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *