Doncella

Una doncella es la forma en que se denomina a una mujer joven que aún es virgen. Aunque también se le suele decir de esta manera a una empleada doméstica, es decir, aquella mujer que hace trabajos domésticos a cambio de un salario. La palabra doncella deriva del término dominicella del latín que a su vez procede de domina y domus.

El carácter de virginidad y pureza relacionado al adjetivo doncella se relaciona con el rol asignado a las mujeres desde la antigüedad. Culturalmente ha prevalecido la idea de que la mujer debe llegar virgen y casta al matrimonio, ahí radicaba su principal valor. Era importante mantener y cuidar la doncellez de las jóvenes hasta poder pactar buenos matrimonios para ellas.

Aunque la virginidad de las muchachas era lo más preciado de las mujeres, cobraba mayor importancia entre las personas de clases acomodadas. Así, las doncellas de clase alta, de la nobleza y la realeza representaban una posesión valiosa para lograr acuerdos estratégicos y de negocios.

Una doncella era como se referían a las mujeres jóvenes y vírgenes en la antigüedad.

Las jóvenes doncellas podían ser casadas con hombres importantes, acaudalados y nobles para asegurar mayor poder, riqueza o alianzas. La idea alrededor de la virginidad femenina forma parte del sistema patriarcal referente a la sexualidad y la reproducción. Esto quiere decir que las mujeres debían llegar vírgenes hasta el casamiento el cual se consuma para engendrar hijos.

La figura virginal de una doncella surge durante la Edad Media para referirse a las muchachas vírgenes que aún no están casadas. Se les llamaba doncellas a las jóvenes de familias importantes y nobles principalmente. No se acostumbraba a llamar de igual manera a las jóvenes vírgenes campesinas y pobres.

Culturalmente la figura de las doncellas se ha romantizado de tal manera que hasta en la actualidad sigue vigente. Esto quiere decir que desde la Edad Media se representaba a las doncellas como jóvenes bellas y agraciadas de cabello largo y bien vestidas. Las doncellas se caracterizaban por su belleza, inocencia y la gracia con la que se comportaban.

Otros conceptos relacionados

Antes mencionamos que también se denomina doncella a las mujeres que realizan tareas domésticas a cambio de un salario. Sin embargo, durante la Edad Media se acostumbraba llamar doncellas a las criadas o las jóvenes que conformaban la corte de una mujer importante. Las mujeres de la nobleza y la realeza tenían doncellas que le servían y otras como acompañantes o protegidas.

El término doncella se asocia también a un instrumento de tortura oriundo del siglo XVI. Una doncella de hierro era una especie de atáud o sarcofago de metal con clavos o pinchos en las puertas. Estas doncellas de hierro se empleaban para torturar y dar una muerte lenta a las víctimas. La banda de rock Iron Maiden obtuvo su nombre a partir de este instrumento de tortura.

Por último, otro uso importante del término doncella a nivel histórico tiene que ver con el apodo atribuido a Juana de Arco. Fue Carlos VII, a quien Juana logró que coronarán como rey de Francia, quien la nombró como la doncella de Orleans. Además del apodo, Carlos VII la dejó a cargo para que guiara su ejército en la Guerra de los Cien Años.

Formato para citar (APA)

“Doncella” (s/f.). En DeSignificados.com. Disponible en: https://designificados.com/doncella/ [Consultado: ].

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *