De Significados

Factoring

Se conoce por contrato de factoring a la operación por la cuál se cede crédito a cobrar por la empresa a favor de una entidad financiera. En este sentido, el factoring se trata de la cesión de un factor, de allí deriva su nombre. Se trata de una cesión comercial de parte del titular hacia una entidad especializada a cambio de un monto convenido.

El caso más común de factoring se produce cuando, por ejemplo, una empresa tiene facturas de clientes por vencer y cobrar. En lugar de ocuparse del cobro de dichas facturas le transmite el derecho a una entidad bancaria o financiera. Esto lo hace a cambio de que la entidad le adelante el dinero y luego ésta última se queda con las comisiones e intereses.

Cuando se realiza esta cesión de factor, la entidad bancaria o financiera puede asumir o no el riesgo de impago del cliente. Todo esto depende de lo que se pauta en el contrato a la hora de realizar la cesión. Pero también cabe mencionar que existen diferentes modalidades de un contrato de factoring.

El factoring es una operación financiera donde una empresa cede el cobro de créditos a una entidad financiera.

En primer lugar se encuentra el contrato de factoring sin cesión de los créditos que puede derivar en factoring con o sin recurso. El factoring con recurso realiza la cesión de créditos con cláusula “pro solvendo”. Esto quiere decir que si el deudor no paga el factor, la entidad bancaria recupera su crédito con la empresa.

En cuanto el factoring sin recurso, cuando la entidad adquiere créditos contra clientes sin esta cláusula asume el riesgo de insolvencia en caso de que el cliente no pague. La otra modalidad es la de contrato de factoring con cesión de créditos en comisión de cobranza. En estos casos, quien cede el contrato espera que la entidad cobre para obtener el pago.

A grandes rasgos podría decirse que el contrato de factoring es muy similar al de confirming. Ambos consisten en operaciones básicas de financiación para el sector comercial en entidades financieras. Esto le permite a la entidad financiera obtener ingresos por medio de comisiones o intereses en la cesión de derechos de cobro.

Algunas consideraciones sobre el factoring

De acuerdo a lo que hemos mencionado, podemos decir que el factoring es un mecanismo que tienen las empresas para adelantar un cobro. Al ceder créditos a una entidad financiera antes de que venzan puede obtener ese dinero sin esperar a cobrarlos. Actualmente no existen derechos o regulaciones legales específicas al respecto.

Sin embargo, el factoring cuenta con un considerable coste financiero debido a la comisión que cobran las entidades financieras por operación. Estas comisiones pueden impactar en el valor nominal del crédito cedido, también puede haber intereses por el anticipo. E incluso puede llegar a repercutir en el costo de otros servicios asociados a esos créditos.

Cuando una operación de factoring se formaliza, la entidad financiera pasa a adquirir los derechos del crédito. Es entonces cuando la entidad le paga a la empresa que cedió los derechos de dichos créditos. Y desde entonces le corresponde a la entidad financiera cobrar esos créditos a los clientes en la fecha de vencimiento.

Formato para citar
"Factoring". En: De Significados. Disponible en: https://designificados.com/factoring/ Consultado: 23 de abril de 2024.


Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *