Tristeza

El término tristeza hace referencia a una de las emociones típicas del ser humano. Esta palabra proviene del latín: trístĭtĭa. La tristeza se caracteriza por un estado anímico alicaído, con grandes rasgos de pesimismo y de abatimiento.

La tristeza es un estado de ánimo y como tal puede ser momentáneo o prolongado en el tiempo, todo depende del tipo de circunstancias o vivencias que la provoquen. Si la tristeza se sostiene demasiado tiempo hasta volverse crónica, puede derivar en un estado depresivo.

Tristeza

No todas las personas tienen la misma reacción ante las vicisitudes de la vida, es por ello que muchas veces una misma situación vivida por dos personas diferentes no tiene el mismo efecto en ambas. En una puede ocasionar tristeza mientras que a otra le puede resultar indiferente.

La tristeza puede ser ocasionada por circunstancias negativas y sinsabores como pueden ser: el fallecimiento de un ser querido, una enfermedad limitante, la pérdida de una oportunidad laboral, un desamor, etc. Hay quienes tienen una actitud positiva ante la vida y esto ayuda a que la tristeza sea más fácilmente sorteada. Por el contrario, quienes se inclinan hacia el pesimismo, suelen sentir más el impacto de los infortunios y por consiguiente su tristeza dura más tiempo.

El ser humano debe procesar y transitar la tristeza como cualquiera de las otras emociones. Si no se le da curso a la tristeza y se la reprime, a la larga puede llevar a una depresión encubierta. Es importante diferenciar entre tristeza y depresión ya que la primera es un estado transitorio mientras la segunda es un trastorno y como tal debe ser tratada por un especialista competente.

Características de la tristeza

La tristeza genera sentimientos de aflicción, pena, desazón, decaimiento y preocupación. Generalmente la cara de la persona triste se manifiesta en este estado mediante gestos faciales que incluyen la boca caída, los ojos abatidos y en muchos casos se llega al llanto. El llanto es un rasgo característico de la tristeza ya que suele ser la reacción inmediata ante un dolor, una pérdida o cualquier otra situación de desventura.

Otros indicadores de que una persona se encuentra triste tienen que ver con cambios en la actitud y el comportamiento. Así podemos percatarnos de la tristeza cuando alguien demuestra desgano, falta de interés, pérdida de apetito, etc.

La tristeza y el arte

Muchas veces, la tristeza suele ser el disparador para la creación artística. Como si el ser humano necesitara de la tristeza para predisponerse naturalmente a la creatividad. Hay gente que lo hace inclusive como terapia: la escritura o la pintura únicamente ante episodios de tristeza. Asombrosamente, las creaciones fruto de esta emoción suelen conmover mucho más que las realizadas en medio del mejor de los optimismos.

Los estados de tristeza suelen despertar nuestra atención, haciendo que nos enfoquemos más en los detalles. La tristeza suele estar acompañada de auto-observación y nos induce a la reflexión. La persona triste se encuentra en un momento álgido de sensibilidad y eso sirve de incentivo a la creatividad.

Sinónimos de tristeza

Pena, desdicha, nostalgia, amargura, desconsuelo

Antónimos de tristeza

Alegría, dicha, felicidad