Mutilación

La palabra mutilación hace referencia al resultado de la acción de cortar una parte del cuerpo a un ser vivo. Por otro lado también puede usarse con un sentido figurado para referirse a la separación o quita de alguna cosa. Esta palabra tiene su origen en el vocablo del latín mutilare.

La mutilación puede tener diversos orígenes o causas. Puede tener lugar como resultado de un accidente, por indicación médica, por motivos religiosos o culturales o bien a modo de castigo.

Bisturí quirúrgico

Cualquiera sea el origen de la mutilación, esta se caracteriza por estar acompañada de un efecto traumático para quien la sufre. Los trastornos psicológicos posteriores a una mutilación muchas veces terminan en lo que se conoce como síndrome del miembro fantasma.

Mutilación traumática

La mutilación o amputación traumática tiene lugar cuando se pierde una parte del cuerpo como resultado de un accidente o lesión. Los órganos que suelen verse afectados son por lo general los de las extremidades, dedos de pies o manos, piernas o brazos. Estas mutilaciones pueden ser causadas por accidentes con herramientas, accidentes automovilísticos e inclusive catástrofes naturales.

La mutilación puede ser total o parcial. Esto significa que se considera mutilación ya sea que el miembro haya sido totalmente cercenado como si continuara conectado por algunos tejidos blandos al cuerpo. En ambos, casos, es posible volver a conectarlo siempre y cuando se tengan los cuidados necesarios tanto con el miembro como con el muñón.

Mutilación quirúrgica

Cuando la separación de un órgano o miembro del cuerpo es llevada a cabo mediante un método quirúrgico por indicación médica. Este tipo de mutilación tiene lugar cuando el miembro en cuestión pone en riesgo la vida del paciente. Puede ser por ejemplo en casos de gangrena o de tumoraciones malignas.

Mutilación por motivos religiosos o culturales

Ya sea por cuestiones culturales o religiosas, la mutilación sexual entra dentro de esta categoría. La circuncisión que se efectúa en la infancia como práctica cultural o ritual religioso es un ejemplo. No es así cuando la circuncisión se realiza como tratamiento quirúrgico frente a una condición física que así lo requiere.

La circuncisión está socialmente aceptada y no genera inconvenientes en quien se la practique.

No podemos decir lo mismo de la mutilación sexual que se practica a las mujeres. En la mayoría de los países se la considera una práctica violenta y está penada por la ley. La clitoridectomía o la infibulación son dos ejemplos de mutilación sexual femenina.

Mutilación como castigo

Existen sociedades que justifican la mutilación como castigo a quienes cometan un robo. Es así que muchas veces se cortan las manos y/o los pies de alguien acusado de ladrón. Esta práctica es conocida por ser practicada en poblaciones que tienen una determinada religión que la justifique. Pero existen otros países donde se ha practicado por grupos de justicieros civiles a presuntos ladrones. Al igual que la pena de muerte como castigo están muy divididos quienes están a favor o en contra .

Sinónimos de mutilación

ablación, amputación, cercenamiento, truncamiento