Desigualdad

Desigualdad es una palabra compuesta por dos vocablos. En primer lugar, por el prefijo “des”, que remite a privación, negación. Y en segundo lugar por el sustantivo “igualdad”, que proviene del latín aequus y significa justo, equitativo, equilibrado, llano. Justamente desigualdad es un término utilizado para hacer referencia a lo opuesto a igualdad, siendo igualdad una relación de paridad en la cual ninguna de las partes está por encima de la otra. En el caso de la desigualdad la relación no es equilibrada, las partes involucradas presentan diferencias entre sí desde un principio y la desproporción es visible.

Con la palabra desigualdad hablamos de situaciones en las que las distintas partes involucradas no se encuentran en las mismas condiciones (en “igualdad” de condiciones). Alguna de ellas tiene más o menos privilegios que el resto y no se percibe un equilibrio. En general se habla de desigualdad desde lo social: según la clase social en la que uno nazca tendrá más o menos facilidades de acceso a distintos estilos de vida.

xiamen-824233_1920

La desigualdad social existe, por ejemplo, en el momento en el que un niño de clase baja se va a dormir con hambre, y otro de clase alta tiene a su disposición un sinfín de manjares sobre la mesa que no llegará a comer. Las condiciones y la calidad del acceso a la vivienda, a la salud, a la educación y a los servicios básicos también son desiguales y varían según la clase social de la cual uno provenga. Justamente por esto es que la desigualdad social está muy a la par con la desigualdad económica.

También el término desigualdad puede hacer referencia a cuestiones de género. En muchos países del mundo la mujer aún se encuentra en condiciones inferiores respecto del hombre. El machismo dominante que suele creer que la mujer es menos inteligente, menos racional o menos importante es prueba de que la desigualdad entre los sexos sigue existiendo. Otro ejemplo más radical puede verse en ciertos países de Medio Oriente, en los que la mujer debe vestirse tapada de pies a cabeza, no tiene derecho a opinar, no puede elegir con quién formar pareja, está sometida a su marido y es víctima de múltiples situaciones violentas si llegara a rebelarse contra ese estilo de vida.

Existe también desigualdad laboral. En el trabajo reina la meritocracia: ascienden aquellos que se desempeñen mejor en sus tareas. Cuando los ascensos no se dan por situaciones de meritocracia estamos presenciando desigualdad laboral. Puede suceder que algunos empleados accedan más fácilmente que otros a un camino de crecimiento profesional y ascensos. En general este tipo de casos se dan cuando hay “favoritos” de los jefes, por contactos o por relaciones (familiares, amistosas o amorosas).

Sinónimos de desigualdad

diferencia, disparidad, desequilibrio, parcialidad, arbitrariedad

Antónimos de desigualdad

equilibrio, paridad, equivalencia, semejanza, justicia