Belleza

La belleza es un concepto abstracto que nuclea a un conjunto de indicadores combinables que determinan qué cosa puede considerarse atractiva o no para los seres humanos en un lugar y tiempo determinados. La belleza es conocida por ser el objeto de estudio de la estética, una rama de la filosofía que se encarga de diferenciar lo explícitamente bello de todo aquello que es desagradable. No obstante, su utilización no sólo puede verse en esta disciplina sino también en otras ciencias sociales, tales como la historia y la sociología.

Comúnmente, la belleza se define como la característica que presenta una persona o un objeto que es percibido a través de los sentidos. Para decir que la cosa en cuestión es bella, basta con reconocer un sentimiento de placer o de satisfacción personal a través de la experiencia sensorial. En este sentido, puede decirse que el concepto se encuentra estrechamente relacionado con las formas, el movimiento y el sonido, sin embargo, también es posible vincularlo con las percepciones olfativas y gustativas.

belleza

Si bien Santo Tomás de Aquino se ha encargado de definir a lo bello como todo aquello que provoca sensaciones agradables a los ojos, dicho significado no estaría completo sin tomar en cuenta la relación del objeto con su contexto. De este modo, es posible interpretar a la belleza como algo que se encuentra en perfecto equilibrio con su entorno y con la naturaleza que lo rodea, por lo que conlleva inevitablemente a una sensación de bienestar psíquico y emocional.

Dicha terminología se caracteriza por remitirse a orígenes poco específicos. Muchos especialistas afirman que la belleza se remonta a los orígenes mismos de la humanidad, sin embargo, las primeras muestras de ella aparecen en los escritos de la escuela pitagórica. El matemático griego tendía un fuerte vínculo entre la matematica y la belleza, puesto que asociaba a todo lo bello con las figuras simétricas. Posteriormente, la arquitectura griega clásica se encargó de retomar esta idea para confeccionar emplazamientos.

A pesar de que se trate de una categoría aparentemente objetiva, la belleza aún está muy lejos de poder ser adoptada como un criterio de clasificación universal. Esto se debe sencillamente a que la misma depende fuertemente de la percepción y de la interpretación del sujeto que mira, lo que significa que la belleza no reside en la cosa en sí sino en los ojos de su observador. En relación con esta idea, existe la concepción que considera a la belleza como el producto propio de una reflexión positiva acerca de la vida y de la existencia.

Actualmente, la palabra “belleza” se encuentra mayormente asociada con el atractivo estético humano. Para incluir a una persona dentro de la categoría de bella es necesario hacer hincapié en una serie de componentes internos (tales como el encanto, la inteligencia, la simpatía y la mesura) y externos (como la juventud, la salud corporal, la sensualidad y la simetría). Generalmente, estos indicadores suelen ser determinados por un conjunto de individuos y tomados como válidos por el resto de la población.

Sinónimos de belleza

hermosura, lindura, atractivo

Antónimos de belleza

fealdad, deformidad, antiestética